Capturan a presunto jefe militar de ETA en Francia.

Capturaron en Francia al presunto jefe militar del ETA, Garikoitz Aspiazu Rubina, alias “Txeroki” o “Cherokee”, quién seria responsable de varios atentados en España.

Capturaron en Francia al presunto jefe militar del ETA, Garikoitz Aspiazu Rubina, alias “Txeroki” o “Cherokee”, quién sería responsable de varios atentados en España.

L

a autoridades policiales de Francia arrestaron al presunto jefe militar del grupo separatista vasco ETA, quién pudiera ser uno de los responsables en los ataques con explosiones bombas en el aeropuerto de Madrid en el 2006, informaron los Gobiernos de España y de Francia. Garikoitz Aspiazu Rubina, alias “Txeroki” o “Cherokee”, uno de los hombres más buscados en toda España, fue arrestado junto a una mujer, también sospechosa de pertenecer al grupo ETA en horas de la tarde, en la región del Pirineo francés, cerca de la frontera con España.

Esta detención es considerada el mayor golpe que sufre el ETA, desde mayo, cuando fue arrestado Francisco Javier López Peña, alias “Thierry”, dirigente histórico de la agrupación separatista. “Hoy ETA es más débil y la democracia española es más fuerte. No ha perdido la capacidad de atentar contra todos los ciudadanos, no ha perdido su capacidad de causar dolor, pero con esta detención ha sufrido un duro golpe”, informó el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero.

“Txerobi”, de 35 años de edad, es sospechoso del asesinato de dos guardias civiles en diciembre del 2007, en la localidad francesa de Capbreton. Fue arrestado junto a Leire López Zurutuza, de 31 años, de quién se cree que pertenece también a ETA. Alfredo Rubalcaba, ministro del Interior español, expresó que “Txeroki”, fue apresado por agentes de la misma unidad de los asesinatos y recordó que era el principal objetivo de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad de Francia y España. “En seis meses han sido detenidos los presuntos máximos responsables del aparato político y militar del ETA”, anunció Rubalcaba.

Los asesinatos de Capbreton, harían que el detenido sea juzgado en Francia, pero se espera que sea extraditado a España temporalmente, para que haga frente a las 22 causas que tiene abiertas en la Audiencia Nacional. Fernando Trapero y Raúl Centeno, los dos guardias civiles asesinados, estaban encargados de vigilar a “Txeroki”, en una misión conjunta de las fuerzas de seguridad españolas y francesas. Ambos murieron disparados en un estacionamiento de un centro comercial.

Se cree que Aspiazu asumió la dirección de las operaciones militares en el 2003 y habría participado en numerosas acciones violentas de la banda desde esa fecha. “Es el responsable de todos los comandos y el que ordenaba todos los atentados”, dijo  el ministro Rubalcaba. Es acusado también de participar en un plan de atentado contra el Rey en Mallorca, en el 2004 y ordenar el ataque con coche bomba en el aeropuerto de Barajas, en diciembre del 2006, que dejó muertos a dos ecuatorianos y acabó con las negociaciones del ETA con el Gobierno.

Según la policía, “Txeroki” alquilaba desde la semana pasada un estudio situado en una calle del centro del balneario de Cauterets, en inmueble cuya propietaria es una señora y que aún no habría sido interrogada por las autoridades. En el registro participó el sospechoso, que no realizó ninguna declaración y permitió la incautación de dos pistolas, dos computadoras y documentación falsa, expresó el ministro del Interior Rubalcaba. “Esto va a minar al ETA y les va causar considerables dificultades porque “Txeroki” había estado muy activo en los últimos meses (…) Hay que determinar ahora su papel preciso en los asesinatos de los dos guardias civiles”, anunció un funcionario policial.

Un equipo de investigación conjunto de Francia y España, dedicado al seguimiento de coches robados que son usados por ETA, localizó el vehículo y llegó hasta el dirigente. La ministra francesa del Interior, Michéle Alliot-Marie, felicitó en un comunicado a “Todos los funcionarios de policía” de la subdirección antiterrorista y de la dirección central de información interior. La detención de “Txeroki”, “ilustra una vez más la excelente colaboración entre Francia y España en la lucha contra el terrorismo vasco”, expresó la ministra francesa.

Explosión de coche bomba deja 17 heridos en universidad española.

El atentado con coche bomba que se produjo en la Universidad de Navarra ha dejado como saldo 17 heridos leves por la explosión.

El atentado con coche bomba que se produjo en la Universidad de Navarra ha dejado como saldo 17 heridos leves por la explosión.

La explosión que ocasionó un coche bomba en un estacionamiento de la Universidad de Navarra, en Pamplona, España ha dejado 17 heridos leves y diversos daños materiales. Una llamada alertó a las autoridades con el nombre de ETA, pero no especificó el lugar donde ocurriría el atentado. “No hay que lamentar víctimas mortales, no ha habido heridos graves, hay en torno a 17 heridos leves que están siendo tratados en distintos hospitales”, informó el ministro del Interior de España, Alfredo Pérez Rubalcaba.

La policía vasca, La Ertzaintza, había informado de que poco antes de las 10:00 horas una llamada en nombre del grupo separatista vasco ETA, avisó de la colocación de una bomba en un auto Peugeot blanco estacionado “en el campus universitario”. La llamada fue hecha por un hombre quién no mencionó en qué lugar se encontraba el auto, por lo que la policía pensó que era en Vitoria, se inspeccionó el campus de la capital alavesa, pero no lograron localizar ningún vehículo con esas características.

La explosión se produjo cerca del Edificio Central de la Universidad y de la Biblioteca. Felizmente los alumnos y profesores se encontraban en clase. “El resultado es que podíamos haber tenido hoy una tragedia enorme en la Universidad de Navarra, que no se ha producido”, explicó el ministro del Interior. Se informó también que el coche utilizado para el atentado fue robado en la localidad de Zumaia y la denuncia se interpuso el miércoles por la noche en Zaratz.

La Universidad de Navarra en varias ocasiones a sido objeto de atentados del ETA, el último ataque fue en el 2002. A principio de semana se informó la detención de cuatro presuntos miembros de ETA, todos ellos naturales de la capital Navarra, que integraban un comando preparado para realizar un atentado. Dos de los presuntos etarras, Xavier Rey y Aurken Sola, fueron detenidos en Pamplona.